Nuevo ministro de Hacienda entrega sus primeras definiciones en reformas estructurales


30 de octubre de 2019

Ignacio Briones mostró sus cartas para tratar de destrabar proyectos, como el tributario y el de pensiones:

Sostuvo ayer una bilateral con el Presidente Piñera para buscar alternativas a la reintegración. También se reunió con el timonel del Banco Central.

J. P. PALACIOS (El Mercurio)

Un día después de su aterrizaje en el Ministerio de Hacienda, Ignacio Briones empezó a tomar las riendas de la cartera que dejó Felipe Larraín.

En su segunda jornada como nuevo jefe del equipo económico del Gobierno, el economista sostuvo una nutrida agenda de reuniones y dio algunas entrevistas a medios radiales, en las que mostró sus primeras cartas para destrabar las reformas claves que están en el Congreso.

A primera hora llegó a La Moneda a una reunión con el nuevo comité político, que además de Briones y del Presidente Sebastián Piñera, lo integran Gonzalo Blumel (Interior), Felipe Ward (Segpres), Karla Rubilar (Segegob) y Sebastián Sichel (Desarrollo Social).

Luego de eso, cruzó a Teatinos 120 y realizó un recorrido por los pisos 1, 6, 11 y 12 para saludar a los funcionarios de la institución.

Posteriormente, sostuvo una cita con el presidente del Banco Central (BC), Mario Marcel, y más tarde acudió a una bilateral en La Moneda con Piñera para abordar el proyecto de modernización tributaria que hoy está en el Senado y en el que el propio Briones ha planteado algunas alternativas para superar la principal traba de la iniciativa, la reintegración.

Entremedio, participó del consejo de gabinete encabezado por el Presidente Sebastián Piñera, donde se mandató que las prioridades serán restablecer el orden público e impulsar la agenda social.

Después sostuvo una reunión con el director de la Dirección de Presupuestos (Dipres), Rodrigo Cerda, con quien abordó el proyecto de erario fiscal del próximo año, el que debe estar aprobado antes del próximo 30 de noviembre.

  • Alrededor del mediodía , Ignacio Briones recibió al presidente del Banco Central, Mario Marcel, en el piso 12 de Teatinos 120.

Golpe al crecimiento económico por las protestas

El titular de Hacienda hizo ver que el crecimiento de la economía este año podría estar por debajo del 2,6% que planteó el Gobierno al ingresar el Presupuesto 2020.

“El crecimiento va a caer respecto a lo proyectado. Cualquier persona con sentido común sabe que si una economía anda a media máquina, con problemas de transporte que impactan la calidad de vida de las personas, se tiene un escenario que es complicado”, afirmó en radio Cooperativa.

También emplazó a la oposición a lograr un pacto que permita levantar las expectativas económicas. “Ojalá podamos consensuar una agenda que levante los ánimos, ya que el impacto económico se va a manifestar el otro año si no alcanzamos una solución”, señaló.

Destaca alza de PBS y desestima reparto

En el tema de la reforma previsional, el ministro de Hacienda, Ignacio Briones, destacó el aumento inmediato de un 20% de la Pensión Básica Solidaria (PBS) que anunció la semana pasada el Presidente Sebastián Piñera.

“El camino que ha planteado el propio Presidente de hacer un esfuerzo importante en subir un más de 20% la pensión básica solidaria es un aumento sustantivo que son muchos recursos”, enfatizó.

No obstante, también trató de aterrizar las expectativas en este debate. “Nosotros no nos podemos engañar que podemos dar respuesta a todo y de forma inmediata, porque eso es la irresponsabilidad máxima para terminar en una situación peor», advirtió.

Asimismo, apuntó a que «el sistema de pensiones ya tiene un componente de reparto importante» y que «me parece que la opción del reparto puro no tiene sustentabilidad económica».

El viernes, Piñera, al firmar las indicaciones que incluyeron el alza de la PBS y del aporte previsional solidario, anticipó que el Gobierno propondrá subir de 14,2% a 15% la cotización previsional y una parte de eso destinarla a dotar de mayor solidaridad al sistema de pensiones, en línea con los planteamientos que ha levantado la oposición.

Hugo Cifuentes, experto en seguridad social y asesor de la DC en pensiones, criticó la postura de negarse a avanzar en más reparto. “No veo por qué negarse a un sistema mixto que incluya un elemento de reparto. No veo una razón que no sea estrictamente ideológica. Si buscamos un equilibrio entre la capitalización y el reparto, vamos a ser más consistentes con lo que es el resto del sistema de seguridad social. Este sistema incluye en muchos ámbitos capitalización y reparto. Basta mirar el seguro de cesantía y el seguro de dependencia que se está creando, que es un seguro de reparto”, dijo.

Senadores retoman diálogo para acuerdo tributario

Ayer en el Congreso en Valparaíso se reactivaron las conversaciones para arribar a un acercamiento por la reforma tributaria.

En primera instancia hubo una reunión entre los senadores de oposición que integran la comisión de Hacienda para coordinarse sobre cómo seguirán enfrentando este debate y luego se realizó otra cita, en la que se sumó el resto de los parlamentarios de Chile Vamos miembros de la comisión, incluido el senador Juan Antonio Coloma (UDI), quien hace dos semanas se restó del diálogo que tuvo parte de la bancada RN con la ex Nueva Mayoría.

“Todavía no hay acercamiento. La vez anterior hubo parlamentarios que defendieron la reintegración, ahora nadie la defendió. Esto todavía está en proceso”, resumió el senador Carlos Montes (PS) sobre la cita.

Cambios a la integración y revisión de tasa corporativa

Ignacio Briones enfatizó que el pronto despacho del proyecto tributario es necesario porque las señales para la inversión hoy “son muy adversas”. Ello en relación al impacto que tendrán las últimas protestas en el crecimiento económico de octubre.

“El cierre de año será muy malo, creo que hay que dar señales concretas para la inversión”, añadió en radio Duna.

Sobre la reintegración del sistema tributario, que es considerada el corazón de la reforma, Briones indicó que “no cabe duda que de dos semanas a esta parte las condiciones cambiaron y habría que ser ciego para no ver esa realidad y, en consecuencia, ese cambio exige nuevas respuestas”. De todos modos, precisó que no es partidario de la “lógica de dejar de lado permanentemente” la integración del sistema tributario.

En ese plano, anticipó que “una cosa que podríamos conversar es la tasa corporativa. A todos nos interesa que el país se recupere. Hay una prioridad urgente en la reforma tributaria”, señaló. Añadió que “ese es un tema que me gustaría reimpulsar y ojalá haya agua en la piscina”.

La oposición, previo a las protestas, levantó la idea de reducir el impuesto a las empresas que hoy se sitúa en 27%, a cambio de bajar la integración. Briones antes de ser ministro suscribió una propuesta de su partido, Evópoli, que reducía ese tributo a 25%.

El ministro de Hacienda, asimismo, se abrió a establecer como permanentes mecanismos de incentivos a la inversión: “Quizá se podría evaluar establecer la depreciación instantánea de forma permanente”.

Alejandro Fernández, economista y gerente de estudios de Gemines, vio como realista la idea de hacer cambios a la reforma tributaria y reevaluar la reintegración. “La integración ya estaba moribunda antes de las protestas y ciertamente falleció durante estos días. Creo que salvo la posibilidad de mantenerla para las pymes, lo mejor es descartarla, no perder tiempo en eso y preocuparse de lo que se puede aprobar y las medidas adicionales que sean necesarias. Es importante sacar del cuadro la reforma tributaria que venía con el ministro anterior. Es interesante que se apruebe la depreciación acelerada y ver otras medidas que busquen aumentar la recaudación tributaria para poder financiar el mayor gasto social que se va a realizar”, dijo.

Patricio Rojas, socio de Rojas y Asociados, cree que los dichos de Briones dan cuenta de que “el tema de la reintegración no tiene mucho espacio hoy de viabilidad, por lo tanto, tiene que buscar alternativas donde se pueda solucionar aspectos como que la semiintegración está afectando a algunos contribuyentes que no son de altos ingresos. Solucionar esos temas particulares puede ser un camino más accesible para llegar a puerto”.

El senador Carlos Montes (PS) reaccionó con cautela ante las palabras del nuevo ministro. “Sus declaraciones han apuntado a buscar el diálogo, de buscar otras ideas y de explorar otros caminos, es decir, de flexibilizar el proyecto. El alcance de esto está por verse, aún no lo sabemos. Creo que él asume que la reintegración no tiene ninguna posibilidad y ahora debe ver de qué manera se puede resolver la situación. Yo no me atrevería a dar una opinión definitiva hasta no ver cuál es su desenvolvimiento. Todas las señales son de apertura y de diálogo, pero entre eso y la realidad puede haber diferencias”, dijo.